Ahora que llegan las vacaciones, es buen momento para hacer un repaso al botiquín de primero auxilios, sobre todo si hay niños en casa y si vamos a salir de viaje, para llevar en la maleta o en el coche.
A modo de resumen, no deberían faltar:
  • Tiritas de diferente tamaño, puntos de aproximación, esparadrapo hipoalergénico ancho y estrecho, gasas y compresas estériles
  • Antiséptico de clorhexidina (al 1%), suero Fisiológico 0,9% para irrigación y limpieza de heridas y  guantes desechables, estériles y normales (de examen médico)
  • Vendas de distintos tamaños, longitudes y materiales
  • Antitérmicos/analgésicos (paracetamol) para la fiebre y el dolor
  • Antiinflamatorios (ibuprofeno)
  • Pomadas para quemaduras (sulfadiacina, nitrofurazona, etc.)
  • Solución oral rehidratante, para vómitos y diarrea
  • Termómetro digital
  • Tijeras y pinzas
  • Antiséptico para manos

Es importante revisar las caducidades al menos dos veces al año (al inicio de las vacaciones de navidad y al final del curso escolar, por ejemplo), guardar los medicamentos en su envase original con su prospecto y poner en lugar visible los teléfonos de emergencias (112) y el del Centro de Información Toxicológica (91 562 04 20).

Si quieres saber mas no te pierdas…